Internet de las cosas

La iluminación inteligente puede ser la llave que abra el mundo del Internet de las Cosas

Si hay una tecnología, o más bien un concepto de tecnología, que está en boca de todos y en perenne fase de descubrimiento, es el Internet de las Cosas. El mundo hiperconectado ya es una realidad incipiente y cada vez disponemos de más y más dispositivos con la capacidad de conectarse a la red y aportar información, o beneficiarse de la información de otros, la que está almacenada en la nube.

El coche conectado es un claro exponente de lo que esta tecnología nos puede aportar a medio plazo, pero hemos de prestar atención a otros lugares y otros sectores en los que el Internet de las Cosas va a revolucionar nuestra vida: los edificios y los hogares. Y la revolución vendrá de la mano de la iluminación inteligente, nada menos.

La luz dejará de ser algo estático y se adaptará a las circunstancias

Cada día que pasa, la iluminación tradicional tiene menos cabida en nuestros hogares. No solo hemos superado las bombillas incandescentes, sino que las bombillas de bajo consumo y los demás tipos de iluminación se están rindiendo ante la evidente mejora que aportan los LEDs. No solo hablamos de calidad de luz, sino de un consumo muy inferior al de cualquier otro tipo de punto de luz, y a una duración mucho mayor de las unidades.

Su elevado precio unitario se ve compensado por los bajos valores de las otras variables en juego. Y cada vez serán más baratas, como sucede con cualquier objeto que se adopta de manera universal.
La iluminación inteligente se basa en tres cualidades: ubicuidad, conectividad a la red y una fuente de energía asociada
La magia de las bombillas LED está en que pueden ser a la vez una fuente de luz, y también un punto de conexión. La cantidad de focos de luz de que dispone un hogar o un edificio de oficinas hace que esa posibilidad de conectarlos al “Internet de las Cosas” genere una cantidad ingente de aplicaciones posibles.

Solo con pensar en la cantidad de puntos de acceso o “puntos conectados” a los que se podría acceder para enviar o recibir información, o simplemente para reaccionar a estímulos variando, por ejemplo, la intensidad de luz o el color de la misma, se entiende que nos encontremos ante un reto tecnológico sin par, a la vez que es una oportunidad para proveedores y fabricantes para hacer realidad los “smart buildings“.

La forma en que nos relacionaremos con el entorno y con las estancias en las que desarrollamos nuestra actividad o hacemos nuestra vida cambiará para siempre. Por ejemplo, la iluminación de una sala puede cambiar para influir en los estados de ánimo, o para reforzar el foco de los estudiantes cuando se detecte que su atención se desvanece (con sensores biométricos por ejemplo).

En el hogar, la iluminación puede variar según la hora del día para adaptarse a las actividades, por ejemplo podría hacerse más acogedora si estamos viendo una película tras la cena, más viva si estamos trabajando o cocinando. Sería posible establecer una comunicación bidireccional entre tus wearables y el sistema de iluminación para combatir el estrés, o insuflarte energía si el día es frío y gris.

Incluso es posible sacar ventaja de estas “bombillas conectadas” para hacer negocio, por ejemplo mediante balizas o los focos de techo. Estos dispositivos podrían registrar flujos de clientes, o incluso saber a dónde está mirando un cliente para “lanzar” cupones de descuento al smartphone, o generar ofertas.

Las opciones son múltiples, y esto no ha hecho más que empezar. La iluminación es perfecta para ser una gran embajadora y facilitadora del Internet de las Cosas, ya que cuenta con tres importantes características: ubicuidad (están en todas partes, y tienen “visión” directa sobre nosotros), conectividad a la red (de manera sencilla) y acceso a una fuente de energía. La iluminación inteligente acaba de nacer.

Vía | Techcrunch

 

Deja un comentario sobre "La iluminación inteligente puede ser la llave que abra el mundo del Internet de las Cosas"

Nos encantará conocer tu opinión, pero primero tenemos que indicarte que los comentarios están moderados, y no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos a los autores de "La iluminación inteligente puede ser la llave que abra el mundo del Internet de las Cosas", a cualquier otro comentarista o la empresa propietaria de esta página. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades o suplantando a otros comentaristas. También, procura que tus opiniones estén relacionadas con lo que se comenta en esta entrada. Los comentarios off-topic, promocionales, o que incumplan todas estas normas básicas serán eliminados.

Volvo Car España, S.L.U. almacenaremos y procesaremos tus datos personales de acuerdo a nuestro aviso legal y política de privacidad. En Volvo Car España, S.L.U. también compartiremos tus datos personales con nuestra Red de Concesionarios y Talleres Oficiales, quien los procesará y hará seguimiento de tu solicitud. Enviando esta solicitud, aceptas este proceso.

Nuestros clientes y amigos reciben la mejor información, campañas y promociones de Volvo Cars, a través de medios electrónicos. Al seleccionar una o varias de las casillas de abajo, consiento recibir futuras comunicaciones de Volvo Car España y/o nuestra Red de Concesionarios por el canal seleccionado.

Email

Enviado esta solicitud, consientes el procesamiento de tus datos.